Resumen

Se admite, en general, que el Derecho procesal como ciencia arranca de Osear Bülow, que vendría a significar de ese modo, aunque el alemán con mucha más talla de jurista, lo que, verbigracia, Beccaria respecto del Derecho penal; pero conviene poner un poco los puntos sobre las íes, para no formarse una idea equivocada acerca de lo· que esa afirmación representa. Porque el Derecho procesal existe antes, muchísimo antes de Bülow, y nada digamos del proceso. Sin remontarnos a Adán y Eva, y arrancando de sistemas jurídicos bien conocidos, su marcha podríamos, grosso modo, jalonada así: a) Roma; b) Bolonia, el Derecho común y la Recepción; e) la Revolución francesa y la Codificación napoleónica, y d) Bülow (_ en la doctrina) y Klein (en la legislación). Dicho se está que esas fases o etapas no son compartimentos estancos, sino momentos capitales enlazados entre sí, de tal manera que, ·por ejemplo, en Alemania antes de Bülow hay un Wetzell y la polémica de Win'dscheid y Muther acerca de la acción, y más atrás aún, en pleno siglo XVII, Benedicto Carpzov (1).
Palabras clave: derecho, derecho procesal, procesalismo, enjuiciamiento, criminal