Resumen

Las clases hegemónicas siempre han ostentado el poder y el dominio de la sociedad, se encargan de reprimir todo aquello que se desvíe de lo “normal”. Se legitima el castigo mediante el Derecho, sin embargo existe un sector de dominio que se encuentra encubierto y que se encuentra vinculado con prácticas genocidas. Lo anterior, tiene lugar no solo en gobiernos dictatoriales sino también en algunos modelos supuestamente democráticos lo cual se evidencia a través del sistema penitenciario, se trata de una política criminal represiva. Es por eso que resulta necesario criticar e identificar ese modelo de control autoritario para denunciarlo. Este artículo analiza las prácticas eliminacionistas utilizadas en algunos sistemas judiciales y penitenciarios, las cuales se reflejan en el uso abusivo de penas privativas de libertad.
Palabras clave: genocidio, política criminal, sistema penitenciario, control social, represión