Resumen

El síndrome compartimental que no se reconoce y no se trata de manera inmediata puede llevar a la pérdida de la extremidad y en el peor de los casos amenaza la vida del paciente. El pronóstico
para la recuperación depende del diagnóstico y tratamiento inmediato. El dar un diagnóstico tardío o equivocado aumenta el número de complicaciones y riesgos. Esta revisión de tema se basa en hacer énfasis en la clínica del paciente, sobre todo si el dolor en la extremidad es lo que predomina ante las medidas de presión compartimental que se puedan obtener. No hay un estándar de oro para el diagnóstico y la discrepancia entre la gravedad del dolor, comparada con el grado de trauma, por lo tanto el diagnóstico puede ser insidioso en algunos casos, de modo que siempre se debe mantener alto nivel de sospecha

Palabras clave: Síndrome Compartimental. Manifestaciones clínicas, Dolor e Isquemia