Resumen

En la valoración del daño corporal es frecuente que los pacientes refieran sentir dolor sin una causa orgánica real. Se entiende por simulación, la producción intencional de síntomas físicos o psicológicos inexistentes o exagerados, motivada por un incentivo externo, generalmente de tipo económico. El objetivo de este trabajo es estudiar la simulación de dolor lumbar crónico de índole laboral para lograr su detección; para ello se hizo una revisión bibliográfica utilizando las bases de datos de BINASSS y textos de la Biblioteca del Departamento de Medicina Legal. De los resultados obtenidos, se extrae que el médico perito debe sospechar simulación en aquellos casos donde existan discrepancias entre los síntomas referidos por el evaluado y los hallazgos objetivos encontrados. Para detectar la distorsión clínica se cuenta con herramientas que precisan una anamnesis completa y detallada y un examen físico dirigido y minucioso, con maniobras y signos (los de Waddell por ejemplo) que permitan identificar inconsistencias. No existe una única prueba patognomónica de simulación, sino que la combinación de varias herramientas diagnósticas, es la que permite orientar la valoración de manera más objetiva.