Resumen

Este artículo propone una descripción de la ruta virtual como una práctica artística. Esta se explica por el flaneo digital, que se recrea a través de la pantalla del ordenador en tanto que imagen de la web, funcionando como espacio de manipulación de referentes geográficos y orientando el desarrollo puntual de una obra. Dentro de este análisis se identifican tres categorías de flâneur: premoderno, moderno y contemporáneo. Luego se delimitan los dos tipos de walkscapes virtuales seguidos de la manipulación de los referentes geográficos, con el fin de establecer estrategias de producción visual. El primer aspecto, considera el paseo virtual como experiencia de recolección de datos realizada por los agentes que capturan las imágenes urbanas, estudiando las operaciones itinerantes en el Google Street View. La segunda operación, (realizada por el usuario o flâneur final) es determinada por la recolección de esa información pertinente que ayuda a la elaboración proyectual de la obra plástica o visual en potencia, en el contexto del laboratorio. Se trata de ir coleccionando una serie de patrones, de territorios, paisajes modernos y calles aglomeradas, fotografiados en 360 grados, por medio de los cuales se dispone un conjunto de rutas urbanas concretas. Interesa, también, la manipulación de imágenes digitales en las que el andar sobre las fotos instaura un estado de simulacro gracias a la acción operativa sobre la imagen capturada. En fin, este paseo por Street View permite reconocer unos sistemas ópticos como abstracciones plásticas, que nacen de pantallas interactivas mediante el empleo de recursos de la web social. 

Palabras clave: flâneur, Google Street View, el andar virtual, creación