Resumen

Una sala blanca o limpia es un área científicamente construida para trabajar en condiciones de asepcia, es así como las instalaciones nucleares, microelectrónicas, alimentarias, cosméticas, farmacias de formulación magistral, de terapia celular, las instalaciones de metrología, laboratorios de investigación tecnológica y las industrias farmacéuticas las utilizan. Específicamente en la industria farmacéutica, para garantizar las condiciones en los laboratorios donde se realizan las pruebas de esterilidad, se deben conocer los principales factores de control, operación y desinfección de las salas blancas, los cuales mantienen la concentración de partículas en niveles aceptables de contaminación. Factores como la presión y la recirculación interna del aire en la sala, sumados con la regulación de la temperatura, humedad y el control de la vestimenta del personal de trabajo son indispensables para una adecuada operación. Por su parte, desinfectantes a base de alcohol, fenol, cloro, amonio cuaternario, formaldehido, glutaraldehido, peróxido de hidrógeno y peráctidos son comúnmente utilizados para la desinfección de paredes, pisos y mesas de trabajo. Este trabajo contempla los principales factores de control, operación y desinfección de una sala blanca aplicados en un laboratorio de pruebas de esterilidad en la industria farmacéutica.
Palabras clave: sala blanca, industria farmacéutica, condiciones de asepsia, bioseguridad.