Abstract

Redescribimos taxonómicamente el gusano Macroperipatus geagy Bouvier 1899, a partir de 15 especímenes recolectados en los cafetales de hacienda El Roble, Santander, Colombia. De acuerdo con la reconstrucción en tres dimensiones de la superficie dorsal del cuerpo, las papilas primarias y accesorias de M. geagy se distribuyen sin formar un patrón determinado. Características diagnósticas: un diente accesorio y un diente principal en la mandíbula externa; y un diente principal, un diente accesorio y siete dentículos en la sierra de la mandíbula interna. Cuerpo: longitud (X=45.66; S=26.10 mm), peso (X= 0.95; S= 2.21) y pares de lobopodos (X= 28.13; S= 1.30). Se elaboró una clave para seis especies de Macroperipatus. La secreción adhesiva en estado líquido perdió 60% del peso inicial al alcanzar los 70 oC, la muestra sólida perdió el 13% del peso cerca de los 90 oC, la fase de estabilidad térmica de la secreción estuvo entre los 90 y 280 oC en la secreción líquida y entre los 100 y 205 oC en la sólida. La temperatura de inicio de la degradación de las muestras se registró a los 355 oC. En comparación con la araña Nephila sp., el onicóforo perdió mayor porcentaje de peso y alcanzó la fase de degradación a temperaturas más bajas. Los cambios en el flujo de calor en la secreción adhesiva sólida y líquida de M. geagy fueron confirmados con el comportamiento de las muestras en el análisis de termogravimetría. La proporción de láminas beta calculado en el espectro infrarrojo de la secreción adhesiva fue del 59%. La presencia de este tipo de conformación de la estructura secundaria de las proteínas en la secreción adhesiva de M. geagy conferiría extensibilidad y resistencia a la tracción, en similitud con las fibras de seda tejidas por las arañas para depredación.