Resumen

Este artículo argumenta que en la década de 1850 la Campaña Nacional dio impulso al proceso de construcción del estado nación en Costa Rica. Las proclamas del presidente Mora y del obispo Monseñor Anselmo Llorente que llamaron a empuñar las armas en defensa de la patria, la familia, la religión y las propiedades, contribuyeron a despertar en la población la conciencia de que formaban una comunidad única y diferente y la movilizaron para luchar contra los que amenazaban su independencia. El recibimiento como héroes de los soldados que regresaban victoriosos de las batallas de Santa Rosa, Rivas y el río San Juan fomentó el nacionalismo e incrementó el prestigio de los jefes militares y la imagen del ejército como representante de los intereses de la sociedad en su conjunto. Con la Campaña Nacional, además, la autoridad ejercida por el presidente se vio fortalecida y legitimada al asociarse a Mora con la defensa de la soberanía.

Palabras clave: Guerra contra los filibusteros, Estado, Nacionalismo, Juan Rafael Mora Porras, Memoria