Resumen

La educación ambiental es un instrumento fundamental para alcanzar los grandes objetivos necesarios para un desarrollo sustentable, propone que la población desarrolle conocimientos sobre los aspectos naturales, culturales, económicos, sociales y contribuyan a la solución de los problemas socio-ambientales, vinculando al ser humano con su entorno: caserío, barrio, centro educativo, lugar de trabajo, comunidad, región, país y ámbito mundial. La educación ambiental critica propicia un cambio de relaciones políticas, con actitudes y participación responsable en la gestión y crea acciones respetuosas con el espacio natural. Además, fomenta un compromiso integral, al cambio social, cultural y económico y político.