Resumen

Brindar una buena educación a los individuos que integran la sociedad debe ser uno de los objetivos importantes de un sistema político democrático.

En una sociedad en crisis como la actual, cada vez es más necesario que las instituciones que tienen en sus manos la formación de los seres humanos forjadores del futuro, valoren la importancia de educar para la construcción de un mundo mejor, de formar individuos sensibles y críticos, capaces de analizar la problemática social de su tiempo y enfrentar los retos que se presenten dentro de un marco de optimismo y solidaridad
Palabras clave: humanismo, práctica docente, estudios generales, seminarios participativos