Resumen

En tiempos actuales de globalización como los de nuestra competencia, la idea de constituir una ciudad desde la institución de su diseño como eje rector esencial, resulta una determinación relevante tanto para la gestación del espacio físico adaptado en cuestión, como para el desarrollo cotidiano de la humanidad; pues se contempla que en la medida en que exista una constitución integral regida por la planeación adecuada de sus componentes espaciales y temporales, la problemática urbana que aqueja a las grandes ciudades con toda probabilidad disminuirá. Ante tal distinción resulta importante cuestionar ¿quién es la instancia encargada de diseñar o rediseñar la ciudad?, ¿el Estado, los especialistas, la sociedad? Para nosotros resulta evidente que la respuesta a tales interrogantes, en gran medida, se encuentra implícita en la efectividad y aplicación conducente de los mecanismo normativos que presumen favorecer la continuidad prospectiva de todo espacio físico adaptado, situación particular que, en teoría, debe facilitarle a las personas la interacción, no solo con otras personas, sino también en reciprocidad, con el espacio físico que lo rodea en la ejecución de su vida diaria y las exigencias que el entorno social le demanda.

Palabras clave: diseño, ciudad, espacio urbano, comunicación interpersonal