Resumen

Los ensayos literarios de Mario Vargas Llosa disputan el espacio teórico y crítico latinoamericano. Proponen una poética novelesca y un canon literario. Se centran en el Autor y unen dos tradiciones: la narrativa romántica del vate y la narrativa moderna del experto. Vargas Llosa arma el catálogo de una vasta familia de escritores. Las formas vinculares propias de las filiaciones biológicas se apoderan de las afiliaciones culturales. La comunidad está constituida por varones neo-europeos, ilustrados y heterosexuales. Padres, hermanos e hijos marcan la distancia entre un nosotros y ellos/ellas. El nosotros está en el orden de la identidad, alejado de toda alteridad étnica, genérica o cultural. Las figuraciones de autor construyen el linaje del escritor y actúan como dobles especulares que autorizan su escritura.